De qué tratan las fosas sépticas

Las Fosas sépticas son herraminetas importantes para lo que es el tratamiento de aguas residuales domésticas, también son llamadas pozos negros o pozos ciegos sépticos. En ellas se realiza el proceso de separación y transformación de la materia orgánica presente en dichas aguas.

Estas deben encontrarse en buenas condiciones para evitar de antemano contingencias en la materia. Ya que, ocasionaría un mal funcionamiento y drenaje como consecuencia de la suciedad acumulada.

Las ventajas que presenta las fosas sépticas

Su correcta implementación presenta una gran serie de ventajas, tanto a largo plazo como en lo pronto. También en lo económico es un alivio, ya que los servicios de auxilio son bastante costosos.

En primera medida, se evita la proliferación de los malos olores, aparición de atascos y posibles inundaciones. Gracias a una limpieza y vaciado periódico, es posible minimizar en gran medida dichos riesgos.

En qué consiste su funcionamiento

Para llevar a cabo el trabajo, están los camiones cuba que se encuentran equipados para una absorción plena de los contenidos, tanto líquidos como sólidos, que provocan el aglomeramiento en la fosa. Estos disponen de un sistema propio con métodos y técnicas para que la labor resulte eficaz, lo cual garantiza también una mayor conservación de la red sanitaria.

Su proceso, por suma obviedad, consiste en limpiar y absorber aquellos residuos que se alojan en la fosa. Para ello está la limpieza con chorro de agua a presión del camión cuba, el cual sirve también para desastascar las tuberías.

Ante todo lo referido, es muy recomendable que se recurra con un especialista, quién en verdad tiene los conocimientos necesarios y la favorable experiencia que se requiere. Lo cual va a garantizar la seguridad e higiene necesaria.

Causas de los atascos en tuberías

El que en una vivienda o negocio se produzcan atascos en tuberías suele ser más común y frecuente de lo que crees, los motivos del porqué ocurren es por lo general, la existencia de un material que obstruye la fluidez del agua dentro de las tuberías.

Lo ideal es que se tomen previsiones para no tener que vivir problemas de atascos en los canales de saneamiento y mantener las cañerías limpias. Con esto se logra no tener fugas de agua, que pueden generar inundaciones, malos olores y la entrada de insectos muy desagradables.

Conoce las causas de atascos en tuberías

Los atascos en tuberías por lo general suelen ser en una pieza que posee una forma de “S”, que casi siempre está en lavabos y fregadores para el desagüe, pero si no se le da un buen uso puede generar problemas.

Cuando se toman estos espacios para deshacerse de los desperdicios de una u otra manera se está propiciando a que se generen atascos en tuberías, ya que si en cañerías hay acumulación de pelos, pedazos de comida, grasa o cualquier tipo de papel o un objeto sólido, el que se tranque el canal de agua por una obstrucción es muy probable que ocurra.

Y aunque no lo creas, el uso regular de productos de limpieza o de aseo personal en estos lugares también pueden ser enemigos para el desagüe, ya que la grasa que normalmente contienen los productos se queda en las tuberías y puede también provocar atascos.

La facilidad de que ocurran atascos hace que muchos deban darle el uso apropiado a los desagües, con esto se evita que tengas una emergencia bien sea en tu casa o negocio, porque si se trancan las tuberías pueden haber problemas de inundaciones bien sea de aguas blancas o negras, estas últimas puede traer diversas enfermedades y varios hongos.

Aprende cómo prevenir los diversos atascos en las tuberías

Hay muchos consejos que puedes tomar en cuenta para evitar los atascos en tuberías, sólo necesitas poner de tu parte para prevenir accidentes. Sigue estos tips y no permitirás que se produzcan atascos de una manera sencilla:

  • Evita arrojar residuos de comida y grasa que quedan en tus recipientes de comida.
  • No te deshagas de sustancias como pinturas, disolventes o cera caliente lanzándolas al desagüe.
  • Procura no lanzar papeles, piedra, musgo, tierra o cualquier objeto sólido en las tuberías.
  • Incorpora rejillas protectoras en los desagües.
  • Al tener un atasco en las tuberías la mejor opción es pedir la ayuda de profesionales.

Hay muchos consejos que puedes seguir para evitar los atascos, una de estos es echar vasos de agua hirviendo en tuberías, por lo menos una vez por semana y un medio vaso de vinagre blanco. Pero también puedes limpiar cada dos meses las tuberías con medio vaso de levadura química y vinagre, después de varios minutos echa en el hueco del desagüe una olla grande con agua caliente.